Negros y feministas se harán presentes en el Sambódromo

Bailarines en zancos durante el primer día de actividades del carnaval

– Evaluarán 36 jueces carrozas, bailarines y disfraces que desfilarán en la pasarela Marqués de Sapucaí

Comienza el desfile de las escuelas de samba en el Sambódromo de Río, una de las principales atracciones del carnaval de la ciudad y, a la vez, uno de los espectáculos más deslumbrantes de todo el mundo.

A continuación, una serie de claves para entender de qué se trata la fiesta que llenará de música y brillo la famosa pasarela bautizada Marqués de Sapucaí, en el centro de la ciudad.

A finales del siglo XIX, la celebración ya era una costumbre popular en Río, principalmente entre la población negra y usualmente pobre que llegaba desde Salvador de Bahía. Las fiestas se realizaban en la calle, al ritmo de tambores y, con el tiempo, los grupos que comandaban los festejos comenzaron a organizarse.

En la misma época, la samba comenzó a ganar espacio como música predilecta de los cariocas, y los blocos (comparsas de música ambulante) se expandieron así por toda la ciudad.

En 1932 el diario Mundo Sportivo organizó el primer desfile de escuelas de samba. El éxito de convocatoria fue tal que nunca más se ha dejado de hacer.

Los desfiles, durante mucho tiempo, se llevaron a cabo en diferentes calles de la ciudad. El Sambódromo fue inaugurado en 1984.

Cada escuela de samba representa un barrio de la ciudad o la región metropolitana de Río y se distingue por dos colores. Las escuelas más importantes llegan a desfilar con hasta 4 mil personas. Existen cientos de escuelas en Río de Janeiro; sin embargo, son apenas 12 las que cada año participan en la competencia para coronarse como la mejor de la ciudad. Entre las agrupaciones más conocidas se encuentran también Salgueiro, Beija-Flor, Imperio Serrano e Imperatriz.

Las escuelas de samba están organizadas en una especie de liga, que funciona como si fuese un campeonato deportivo, con ascensos y descensos. Las 12 principales agrupaciones de la ciudad forman parte del Grupo Especial, que desfilará domingo y lunes. La segunda división del carnaval es llamada Grupo A. El desfile de estas escuelas se realizará el viernes y sábado.

Las dos mejores de este bloque ascenderán al Grupo Especial para 2019, en remplazo de las dos que desciendan.

En total, hay seis divisiones y abajo de ellas todavía quedan los llamados blocos de enredo, que son los grupos que aspiran a convertirse en escuelas de samba.

Éstas se preparan todo el año para desfilar en el Sambódromo ante 36 jueces, los cuales evalúan nueve diferentes aspectos de las presentaciones realizadas y dos días después divulgan las notas, que oscilan entre nueve y 10, y coronan a la mejor agrupación.

En 2017 dos escuelas empataron en puntos y por eso ambas se coronaron: Portela y Mocidade. Ambas son grandes candidatas a repetir este año. Otro desfile esperado será el de Salgueiro, que hará un recorrido por las mujeres guerreras de la historia de Brasil, en un espectáculo cuyo director describió como feminista y negro.

Con su desfile, Mangueira, una de las escuelas más populares, criticará abiertamente varias políticas públicas de Marcelo Crivella, alcalde de la ciudad, quien en noviembre decidió recortar en 50 por ciento el presupuesto municipal para las escuelas de samba, por lo que se esperan varias manifestaciones de las agrupaciones en el Sambódromo.

La Jornada

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*